¿Cuidas de tus factores de competitividad en exportación?

prospeccion de mercados   Todos debemos tener claro que como empresa si existimos es porque cubrimos una necesidad  y hay alguien que está dispuesto a pagar un precio por nuestros productos o servicios. Cuando hablamos de promoción exterior o de exportación muchas veces olvidamos que lo que realmente nos mantiene vivos es nuestro nivel de competitividad.

El nivel de competitividad de nuestra empresa viene determinado por  factores que podríamos clasificar entre ; internos y externos. Los factores internos son todos aquellos que nos hacen ser más competitivos, obviamente coinciden con la lista de “lo que mejor sabemos hacer” pero no nos podemos quedar ahí. Debemos además tener claro que nuestra labor como directores de exportación  es encontrar el lugar o mercado donde estas competencias son más apreciadas.

Encontrar el mercado adecuado es fundamental y esta importancia explica como  empresas que tienen un éxito aceptable exportando a un determinado país no logran los mismos resultados en otros  incluso invirtiendo más recursos. Cuando hacemos una análisis de lo que está ocurriendo nos encontramos con que su entorno competitivo es diferente y por lo tanto sus resultados también.

El entorno competitivo es la otra cara de la misma moneda, por un lado nuestras competencia internas y por el otro las condiciones competitivas de un mercado determinado. Por esta razón una de las principales responsabilidades de un director de exportación  es la de conocer muy bien las posibilidades competitivas de su empresa y encontrar aquellos mercados donde estas encuentran una mejor posibilidad para desarrollarlas y triunfar.

Todos funcionamos mejor bajo una serie de circunstancias. Esas circunstancias son las que tenemos que tener siempre en cuenta y procurar que cuando nos lanzamos a competir , el entorno se acerque lo máximo posible a las circunstancias  ideales. Ya sé que en muchas ocasiones es imposible competir en las mejores condiciones pero debemos acercarnos a ellas lo máximo posible.

Contar con un sistema de vigilancia o monitorización de esas circunstancias resulta tremendamente práctico en nuestro día a día sobre todo ahora que los entornos competitivos se mueven en ocasiones a gran velocidad.

¿Cuáles son esas circunstancias que pueden afectar a nuestro nivel de competitividad?. Pon gamos por caso que somos una empresa que cuenta como uno de sus factores  de competitividad el precio. En este caso una circunstancia externa que deberíamos tener en consideración puede ser un alza en el precio de las materias primas, parece obvio,  pero también otros que no estan tan directamente ligados a un sector determinado como la modificación al alza o a la baja de los aranceles de importación de nuestros producto o de nuestros competidores.

Esa variación podría afectar a nuestro factor precio y por lo tanto modificar nuestra posición en el mercado.

En sectores con un componente tecnológico importante es imprescindible mantener vigilados algunos factores como el registro de patentes o publicaciones sobre nuevos avances tecnológicos o de desarrollo de producto, pero en los últimos tiempos otros sectores de corte más tradicional esta necesidad comienza a ser también de obligado cumplimiento. Sectores como por ejemplo el textil o el calzado donde tradicionalmente se dividían en dos grandes temporadas ahora se exige que las empresas tengan suficiente capacidad de reacción para ser capaces de sacar nuevas colecciones en muy pocos días.

Las empresas que no se garantizan los mecanismos adecuados para estar al corriente de los cambios o necesidades que ocurren en su entrono competitivo compiten en franca desventaja con aquellas que son capaces de tener una idea clara de lo que demanda el mercado y se anticipan de esta manera a sus competidores.

 Bernardo Abril

babril@globalexportise.com

 

 

Acerca de Bernardo Abril

Bernardo Abril es asesor en exportación, marketing internacional, marketing digital internacional. Asesorando empresas en aumentar sus exportaciones y mejoras sus resultados de ventas en exportación y el mercado nacional.
Esta entrada fue publicada en Exporta con inteligencia y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *